Meerkat, la aplicación que está poniendo a Twitter de cabeza

Una suricata contra el pajarito azul. Meerkat salió hace tan sólo dos semanas: ese tiempo le ha bastado para generar una importante base de fans y encender las alarmas en la red social Twitter.

¿Por qué suricata? Es tanto la traducción al español del nombre de la nueva aplicación para iPhone (por ahora) como el animalito que aparece en el logo. ¿Por qué tanto lío? Meerkat permite transmitir en streaming a través de Twitter: algo similar a lo que se puede hacer con Ustream o Livestream pero ahora “embebido” en el timeline. Cuando finaliza la emisión, el video de Meerkat desaparece, aunque -eso sí- queda grabado en el telefono móvil del usuario que realizó la tramisión.

El uso es muy sencillo: una vez descargada la app, el usuario debe loguearse con su cuenta de Twitter, y ya puede comenzarse a transmitir: aparece un tuit en el timeline y ya.

La app apareció en la Apple Store el pasado 27 de febrero y tuvo un éxito inmediato. Luego de 13 días la aplicación la habían descargado 120.000 usuarios, de acuerdo a lo dicho por el fundador de Meerkat, Ben Rubin, de 27 años,  al períodico ingles The Guardian. “Estas últimas dos semanas han sido increibles”, cuenta Rubin en su blog.

“Estamos empezando a ver cómo la gente retransmite sus videos en directo en los distintos rincones del mundo”, detalla. La app ya está “incluso en las conversaciones de los poderosos” y las empresas, explica.

Tanto así que la secretaría de comercio de los Estados Unidos, Penny Pritkzer, ya utilizó el nuevo sistema para retransmitir un evento en vivo. La empresa Red Bull, por su parte, ha utilizado Meerkat para comunicarse con sus clientes. Y, claro, Jared Leto también dijo presente, de acuerdo a lo publicado por BBC Mundo.

No todo es color de rosa, sin embargo: Twitter ve en Meerkat a una amenaza (como ha sucedido con cada aplicación que ha tenido éxito dentro de la red del pajarito). Desde el sábado pasado Meerkat no puede acceder a la lista de seguidores de quien realiza el streaming (así les avisaba que había comenzado una transmisión). Ahora, para saber si alguien está transmitiendo, hay que ver el tuit que lo anuncia. Si bien la red social no admite que hizo esto para complicarle la existencia a la nueva aplicación, si han declarado -a través de un portavoz- que la medida es “coherente” con su “política interna”.  “Los usuarios de Meerkat todavía podrán distribuir videos en Twitter”, agregó.

Pero, a la vez, el mismo día en que anunciaba la decisión mencionada, Twitter compró Periscope, una aplicación similar a Meerkat. La reacción de Rubin: tuiteo que “la decisión de Twitter muestra la importancia que ha ganado Meerkat”. “Este es solo el comienzo para Meerkat. La revolución será transmitida en vivo”, declaró de manera grandilocuente.