Groupon cierra sus operaciones en 12 países y despide al 10% de sus empleados

Groupon cierra sus operaciones en 12 países y despide al 10% de sus empleados

La firma de cupones de descuentos online cerrará sus operaciones en Suecia, Dinamarca, Noruega y Finlandia. En los últimos meses se retiró de otros 8 países, reportó pérdidas millonarias, despidió al 10% de sus empleados y debió reemplazar a su CEO.

Esta semana Groupon puso fin a sus operaciones en los países nórdicos, y ya suman 12 los cierres en lo que va del año. Aunque la empresa permanece estable y con trimestres positivos en los Estados Unidos, sus operaciones fuera de ese país -de donde provienen más del 40% de sus ingresos-, no resultan beneficiosas por la fortaleza del dólar a nivel internacional.

A fines de septiembre la empresa informó el cierre de sus operaciones en Panamá, Filipinas, Puerto Rico, Taiwan, Tailandia y Uruguay, y el despido de 1100 empleados, lo que representa cerca del 10% de su plantilla. El hecho se produjo después de que la compañía reportara pérdidas para el tercer trimestre del año, lo que vino acompañado de la salida de su CEO, Eric Lefkosky. Antes ya se había retirado de Grecia y Turquía.

Los reportes financieros de la empresa se muestran fluctuantes en los últimos tiempos. Mientras en el segundo trimestre de este año (abril-junio) reportó ganancias por USD 109 millones, en el tercer trimestre (julio-septiembre) registró pérdidas por USD 27 millones, lo que determinó que sus acciones cayeran hasta 26% a comienzos de septiembre. En ese momento la cotización bursátil de la empresa ya acumulaba caídas de 40% en los tres últimos meses y un 64% en los últimos doce meses.

En Argentina la empresa está presente desde 2010 y tiene alrededor de 200 empleados. Por el momento las operaciones locales funcionan con normalidad y según afirma Michel Piestun, presidente para América Latina, “Argentina es uno de los mejores países de la región en evolución de resultados”.

LEA TAMBIÉN  Millenials reutilizan contraseñas débiles

Groupon nació en 2008 en Estados Unidos, y se convirtió en una start up líder en el segmento de la venta de cupones con descuento. Desde 2010 se produjo un crecimiento acelerado del número de empresas similares. “Llegó a haber más de 10.000 sitios de compras colectivas. Fue una burbuja. Pero no se aguantó porque no es un negocio rentable si no tenés escala“, explica Piestun.

COMPARTIR EN LAS REDES: